Los miedos de los niños

septiembre 12, 2011  


Los distintos miedos en los pequeños son considerados por los especialistas como normales y evolutivos siempre y cuando se manifiesten en una determinada edad. Generalmente, los miedos, van cambiando de objeto temido hasta que el sistema psicobiológico madura. La tendencia natural es que vayan desapareciendo con el tiempo. En algunos casos, pueden desencadenar en temores patológicos, tales como la ansiedad o la fobia y necesitarán de una atención psicológica adecuada.

Recién nacido a 1 año

Algunos autores coinciden en que los bebés comienzan a manifestar sentimientos de miedo a partir de los seis meses. Los más frecuentes son: miedo a los extraños, a las alturas, a los ruidos, etc, se consideran que vienen programados genéticamente y que responden a la adaptación con el medio ambiente. Durante esta etapa también aparece la ansiedad de separación hacia la figura de apego.

 

De 1 año a 2 y medio

El miedo a la separación del niño con sus padres se incrementa al igual que el temor hacia personas extrañas. Lo habitual es que vayan desapareciendo a medida que el pequeño crece pero pueden perdurar inclusive hasta la edad adulta, trasladado a una actitud de timidez. Durante esta etapa surge además, el miedo a los animales grandes y a los ruidos muy fuertes como puede ser el caso de una tormenta.

De 2 años y medio  a 6 años

Con el desarrollo cognitivo del niño, se agregan a los miedos de la etapa anterior, nuevos estímulos imaginarios como son los fantasmas, los monstruos o algún personaje de la televisión o el cine que puedan vincularlo con el terror. Durante esta etapa también se desarrollan la mayoría de los miedos a los animales, pudiendo continuar el temor hasta la edad adulta.

De 6 a 11 años

Durante este período, los miedos serán más específicos y realistas, ya que el pequeño puede diferenciar las representaciones internas con la realidad objetiva. Desaparecen los miedos a los seres del mundo fantástico e imaginario.

Aparecen temores referidos a la salud o al daño físico (accidentes, inyecciones, enfermedades). Los niños pueden manifestar ciertos temores hacia el fracaso estudiantil o a la crítica por parte de sus compañeros escolares. Durante esta etapa aparece el miedo a la separación de los padres.

 

| Más



Comentarios

Una Respuesta a “Los miedos de los niños”

Trackbacks

Check out what others are saying about this post...
  1. [...] distintas formas que adopta el sistema de apego se activan en momentos de estrés, peligro o novedad cuyo objetivo es mantener la cercanía física con la figura de apego. Las manifestaciones [...]



Dejar un comentario