El alcoholismo en la familia (II)

enero 21, 2012  


Ante la presencia de un padre o una madre que sufre de alcoholismo, los hijos son los más propensos a sentir el abandono por parte de sus progenitores. Si son muy pequeños, el cuidado diario de ellos se ve afectado; a su vez, los hijos mayores, sufrirán de un daño psicológico. De todas formas, la presencia de esta adicción por parte de los padres, condiciona la maduración de todos los hijos, ya sea por el abandono físico, psíquico o moral que ocasionan.

Posibles consecuencias en los hijos:

- Trastornos en la conducta y comportamientos antisociales. hiperactividad, agresividad y tendencia a la delicuencia.

- Problemas psicosomáticos y emocionales: retraimiento, culpabilidad, asma, enuresis, depresión, disminución de la autoestima.

- Dificultades en el aprendizaje: bajo rendimiento escolar, pérdida de la concentración, retrasos en la lectura, absentismo escolar.

- Problemas vinculares: agresión con compañeros, peleas familiares, roles invertidos, etc.

- Sentimiento de abandono y desprotección: aumentan los riesgos de padecer problemas emocionales a largo plazo.

- Ansiedad: los pequeños adoptan una actitud de alerta o preocupación ante la llegada de su progenitor.

-Culpabilidad: los hijos pueden pensar que sus padres beben “por culpa de ellos”.

- Vergüenza social: los niños sienten vergüenza de la imagen que deja su padre o su  madre ante otros familiares, amigos, etc.

- Ira y enojo hacia el mayor: el pequeño se siente disgustado porque su padre/madre no le brinda el apoyo que necesita y manifiesta rechazo y enojo hacia él/ella.

Problemas en el feto o SAF (Síndrome alcohólico fetal)

- Retraso en el crecimiento, anormalidades neurológicas, daño intelectual, retraso en el desarrollo.

- Deformaciones cerebrales, deformaciones faciales, microcefalía, etc.

El SAF es poco frecuente, se calcula alrededor de un 2 por 1000 promedio, y se presenta mayormente en madres bebedoras de más de 2grs de alcohol por kilo/peso, por día. A su vez, aumentan dichas probabilidades, los factores genéticos, deficiencias nutricionales, el tabaco y el uso de drogas.

El alcoholismo también está estrechamente vinculado con el abuso sexual hacia los menores, la violencia doméstica, el divorcio y la huida del hogar. Es por ello que es importante buscar ayuda de inmediato, cuando esta problemática aparece en la familia.

| Más



Dejar un comentario