La difícil tarea de ser un “papá solo”

abril 29, 2012  


Algunos hombres deben enfrentar aquellas tareas que por tradición han sido realizadas por mujeres, ya sea porque la madre se ha ido o porque han quedado viudos. El desafío que se presenta al ser mamá y papá al mismo tiempo” es realmente grande ya que intrínsecamente son distintos.

Si bien la incorporación de la mujer a la vida laboral ha generado un incremento en la participación del hombre respecto al cuidado de los niños, en términos generales, el rol masculino no está asociado a dicha tarea.

Es por ello que al carecer de esta tendencia natural femenina, el desafío para el hombre es mayor ante la ausencia del rol femenino. Las mujeres tienden a no desconectarse del cuidado de los niños; en cambio, el funcionamiento del hombre es más disociado y son más prácticos.

Muchos hombres frente a estas circunstancias, sienten una sensación de incapacidad frente a lo que ellos creen que una madre hace. Es por este motivo que suelen inclusive emparejarse más rápidamente que las mujeres.

La edad de los niños es un aspecto importante a tener en cuenta: los hijos menores implican la aceptación social del rol uniparental de familia. A los papás les cuesta hacerse cargo de las demandas domésticas básicas de sus hijos pequeños y articularlo con la obligación laboral. En estos casos, el hombre siente que debe renunciar a la primacía laboral ya que es imposible dedicarle más horas del día al trabajo.

Recomendaciones para los padres:

  • Decir la verdad frente a los hechos acontecidos, ya sea el abandono de hogar por parte de su madre o el fallecimiento de la misma. Explicarles en un lenguaje que ellos puedan entender y sentirse a la vez contenidos y amados.
  • Entender que los niños se dan cuenta de todo y que lo que varía es la interpretación que tienen de los hechos. Muchos niños tienden a sentirse culpables por lo acontecido y es aquí donde la palabra del padre es fundamental para evitar confusiones.
| Más



Dejar un comentario